¡Ya estamos hasta la MADRE de tanta CENSURA...  Di No a la Censura...

lunes, 7 de noviembre de 2011

Solamente un pendejo trabaja para Taravisa... ¿Verdad Héctor Suárez?...


¡¡Exijamos lo Imposible!! 
Carta de Héctor Suárez a Emilio Azcárraga Jean: “en su empresa someten a trabajadores y pisotean sus derechos”  

En la edición No. 1827 de la revista Procesoque circula a partir de este domingoapareció la siguiente carta del comediante Héctor Suárez, quien denunció en Twitter la censura a uno de sus cápsulas cómicas en el programa Iniciativa MéxicoA continuación su propia versión. 
Al ver que mis anteriores misivas mandadas a usted hace unos días, para conciliar y darle a usted mi versiónsobre lo ocurrido en la emisión de Iniciativa Méxicopor la que se me culpa de rebeldíade actor difícil y conflictivo,injustamentejamás tuvieron respuesta de su parteno me deja más alternativa que hacerlo por este medio.

¿Está usted enterado que durante más de 38 años colaboré en la que ahora es su empresaen programas que no sólo dieron rating sino mucho dinero a Televisa? Y por ende a mí tambiénnaturalmente¿Sabe usted que la emisión creada por mí titulada ¿Qué nos Pasa? Fue una punta de lanza que vino a revolucionar las anodinas comedias que se hacían en televisión?

Comento lo anterior porque ¿Qué nos Pasa? Le dio a Televisa la altura y madurez de una televisión inteligenteanalítica y pensante además de valienteEsta es la televisión y el trabajo que hago y que siempre me ha caracterizado a lo largo de mi carreraMe preguntoentonces¿por qué solicitar mis servicios en Iniciativa México?

Con respecto a lo acaecido en torno a la emisión Iniciativa Méxicodonde de seguro los señores Rubén y Santiago Galindoproductores de dicho programa,ya le dieron su particular versión de los hechospero es mi deseo que usted conozca la mía y asíjuntando los dos pareceresse pueda dar una idea de lo que ocurrió.

Comprendo que los señores Galindo cuiden su fuente de trabajoEntiendotambién que hay muchos medios involucrados en Iniciativa México y que los contenidos deben ser cuidadosospero la esencia de la comedia espor antonomasiacrítica y burlaNo se puede pretender hacer reír al público sinejercer dichos elementos y menos con el temor de “molestar a alguien”.Temerosa y prejuiciosa constante de los señores Galindode ahí los repetidos desacuerdos que tuve con los mencionados productores.

¿Le informaron a usted estos señores que para cuidar los contenidos de lostres sketches que cada ocho días salían al aireacordamos entonces que yo les entregaba mi trabajo editado con 72 horas de antelación? Para que si algo no les parecíame lo informarían y así tener yo el tiempo suficiente para reeditarlos ycorregirlosEn las seis semanas en que se los entregué puntualmentepor alguna razón que desconozcomi trabajo nunca fue checado en el tiempoacordadoSiempre lo hicieron a última horacuando ya no había tiempo nioportunidad de corregir ni hacer nadaDe ahí que los señores Galindocon una falta de respeto por mi trabajo como creador enarbolando la bandera de la moralcensuraban y decidían lo que el público debía vermutilando siempre con torpezadesconsideración y un desconocimiento del género y sinparticipármelo.

Otro de sus trabajadoresel señor Juan Antonio Mateospretende pagarme sóloseis semanas argumentando que debía haber trabajado diez semanasde las cuales repitoel señor Galindo jamás me habló.

¿Está usted enterado de que algunos de sus empleados decidieron dar órdenes estrictas de no permitirme la entrada a la empresa a recoger mis pertenencias,mi vestuario, mi maquillaje, mis pelucas?

¿Está usted enterado también de que me encontraba yo trabajando en la serie que produce Televisa Deportes que se titula Cloroformo? Con un rolimportantísimoel de un ex boxeador y que por la misma razónfui retirado de dicha serieafectando con esto la producción que ya estaba lista y a su director Gustavo Lozaobligándolo a buscar inmediatamente quien me sustituyera.

Señor AzcárragaAcepté gustosamente colaborar en Iniciativa Méxicoporque sinceramente creí en el proyectosin tomar en cuenta el veto que llevo padeciendo en su empresa desde hace doce largos años.

Si no está enterado lo invito a tomar medidas y obligue a sus subordinados a cumplir sus compromisos como hombres con ética profesional y laboralSeñor Azcárragaen su empresa están acostumbrados a someter a sus trabajadores yen muchas ocasiones a pisotear sus derechosPero habemos personas como yo que por ningún motivo lo permitimos y nos arriesgamos a sufrir las consecuencias antes que perder la dignidadY esoseñor Azcárraga, no me hace ni rebelde ni mucho menos conflictivoMe hace un hombre valiente,honorableconfiable respetable ante mis hijosmi familiael mundo que habitoy ante Dios.

Le pregunto ahora señor Azcárragapor estas palabras que hoy le externo¿Me esperan otros doce años de veto? ¿Extenderán sus medidas a mi familia como lo hicieron injustamente con mi hijo Héctor Suárez Gomísquien sin deberla nitemerla también fue “castigado” y vetado?

Dígales que si ya me “castigaron” otra vezno volviéndome a llamar en su empresa para trabajarpor lo menos me den mi resto… ¿no?

¿Tiene usted el valor… o le vale?
Atentamente
Héctor Suárez.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Tu opinión es bienvenida