¡Ya estamos hasta la MADRE de tanta CENSURA...  Di No a la Censura...

miércoles, 30 de junio de 2010

Leonel Rivero abogado de algunos presos en el caso Atenco, habla de la situación de América del Valle y Felipe del Valle

Entrevistas: Nota publicada el miércoles 30 de junio de 2010
Leonel Rivero en la Segunda Emisión
El abogado de algunos presos en el caso Atenco, los cuales han sido liberados, habla sobre la situación de América del Valle y Felipe del Valle
Redacción Segunda Emisión de Noticias MVS
http://noticiasmvs.com/Leonel-Rivero-en-la-Segunda-Emision.html
p>lín/p>

Noticias MVS: Andrés Manuel López Obrador habla sobre el llamado de FECAL a la unidad...

Entrevistas: Nota publicada el miércoles 30 de junio de 2010
Andrés Manuel López Obrador en la Primera Emisión
El ex-candidato a la presidencia de la República quien perdió las elecciones en 2006 habla de la propuesta de reunirse con el presidente Calderón y el asesinato del candidato Torre en Tamaulipas
Redacción Primera Emisión Noticias MVS
http://noticiasmvs.com/Andres-Manuel-en-la-Primera-Emision.html
p>lín/p>

Raúl González demandó a los Legionarios...

Un hijo de Maciel demanda a la Legión

“Papá me prometió seis millones de dólares”

Raúl, uno de los dos hijos que tuvo Maciel con la mexicana Blanca Gutiérrez Lara, habla de los abusos a los que fueron sometidos él y su hermano por parte del fundador de los Legionarios de Cristo.

2010-06-27 | Milenio SemanalEnviar NotaImprimir

En imagen de archivo, el padre Maciel al lado del papa Juan Pablo II a finales de los años noventa. Foto: Notimex

Nacido en México en 1980, de cabellos negros y cortos, Raúl González mide más de un metro 80. En un punto de la entrevista, cuando describió los abusos que padeció en su infancia y adolescencia a manos de su padre, el fallecido fundador de los Legionarios de Cristo, Marcial Maciel Degollado, se echó a llorar. González dio su versión en una entrevista publicada la semana pasada en el National Catholic Reporter y hoy en M Semanal. La demanda interpuesta el lunes 21 alega que la Legión facilitó los abusos de Maciel hacia su hijo, agregando un capítulo más a esta saga de engaño y depravación tras dos años de la muerte de Maciel, quien por décadas sostuvo una enorme influencia en los círculos vaticanos como favorito del papa Juan Pablo II.

………….
La Legión de Cristo y sus seguidores adulaban a Maciel llamándolo “nuestro padre”, y difamaban a los ex legionarios a quienes él violó luego de que hicieran públicas las denuncias. Ahora, en un giro irónico, la Legión ha buscado hasta cierto punto reconciliarse con sus víctimas. El actual director de la orden, Álvaro Corcuera, de 52 años, viajó desde Roma a Nueva York para un encuentro de cuatro horas, el 13 de mayo, con Juan Vaca, de 73 años, una de las víctimas más ancianas del fundador, quien como joven sacerdote en diversas ocasiones trató de hacer que el Vaticano denunciara a Maciel. Un vocero de la orden confirmó el encuentro pero añadió que Corcuera no comentaría nada al respecto hasta que la Santa Sede nombre al nuevo comisionado para supervisar a la Legión: el papa Benedicto XVI, quien en 2006 enviara a Maciel del ministerio activo a “una vida de oración y penitencia”, recientemente decidió instalar un comisionado para la Legión de Cristo en su sede romana, luego de un año de investigaciones a cargo de un grupo de obispos. En mayo, el Vaticano señaló a Maciel por haber llevado “una vida sin escrúpulos y carente de genuino sentido religioso”.

La demanda, cuyo monto buscado desde el patrimonio legal de Maciel y de la Legión como reparación del daño no ha sido revelado, se ha interpuesto desde New Haven por ser el estado de Connecticut, EU, la sede legal de la Legión, y porque Maciel se supone abusó de González en territorio mexicano pero también en el de ese país. La demanda fue preparada por el abogado Jeff Anderson, quien ha litigado cientos de casos de abusos sexuales por parte de sacerdotes.

Este reportero videograbó la entrevista el siete de mayo en Stillwater, Minnesota, un día después de que González se entrevistara con su abogado. Anderson no estuvo presente. Un tema recurrente fue el temor que González sentía hacia su padre y hacia la Legión, y la preocupación que albergaba por su hermano Omar, hoy de 33 años, quien supuestamente fue también abusado repetidas veces por Maciel. Omar vive en México y sabe de la demanda, dice Anderson.

Raúl fue uno de los dos hijos que Maciel tuvo con Blanca Gutiérrez Lara. Ella tenía 22 y Maciel 60 cuando nació Raúl, y Maciel les brindó manutención y una casa en Cuernavaca. Omar, hijo de ella de una relación previa, tenía tres años. El padre, que ellos conocían como Raúl Rivas, los visitaba “quizá cada cuatro meses”, dijo Raúl, y añadió que “en esas visitas, él se quedaba siempre en un hotel”.

“Tengo recuerdos”, continúa. “Tipo, ‘mi papá ya viene’. Siempre lo esperaba a la puerta de la casa, a la llegada de su coche... Mi papá le dijo a mi mamá que era agente de la CIA. Luego —continúa—, el señor Raúl —como llamaban los vecinos a Maciel— le dijo a mi madre que trabajaba como detective para la petrolera Shell”. El señor Raúl y Blanca tuvieron otro hijo, Cristián, en 1991.

La familia González vivía cómodamente con el dinero que enviaba el padre; ninguno supo, dice González, que éste era sacerdote hasta 1997, cuando salieron a la luz las denuncias de sus ex seminaristas. Fue entonces cuando González insistió que su madre no dejara a Cristián, de siete años, solo con su padre. Maciel jamás apareció en las fotos familiares, aunque seguido las tomaba, dijo Raúl.

En 1987, cuando Raúl González tenía siete años, viajó por primera vez solo con su padre a Colombia. Recordó resistir un sólo intento que Maciel hizo de violarlo. “Mi instinto humano me decía, no puedes hacer eso. Me moví y él paró. No me forzó”.

Tenía cerca de nueve años cuando su padre le pidió a Blanca que lo enviara a Roma. “Mi madre confiaba en él porque era mi padre”, dijo Raúl: “Ok, ve con tu padre, vete de viaje, no hay problema”.

Recuerda que Maciel lo recibió en el aeropuerto de Roma en un Mercedes azul, y que lo llevó a un departamento donde “mi padre me dijo que ésa era mi tía y que ésa era mi hermana”. Eran Normita, de poco más de un año entonces, y la madre de ésta, Norma Hilda Baños, la segunda amante de Maciel a quien éste conoció en Acapulco años atrás. Maciel los instaló durante un mes en Roma. Una mujer, cuyo nombre Raúl no recuerda, le ayudaba a la tía Norma con Normita.

“Fuimos al Vaticano”, recuerda. “Estábamos en una capillita donde oficiaba misa él para Juan Pablo II”. Maciel tenía esos accesos, arreglando misas privadas en el Palacio Apostólico para sus benefactores gracias a las dádivas económicas que él y la Legión le entregaban al entonces monseñor Stanislaw Dziwisz, asistente cercano de Juan Pablo II y hoy cardenal de Cracovia.

González no recuerda haber recibido la comunión de manos del Papa, pero sí que Juan Pablo II saludó de mano a los presentes. Tampoco recuerda dónde estaba su padre en esa misa. “Yo estaba con Norma, la madre, y con mi hermanita Normita”, dice. “Y besé el anillo de Juan Pablo II”.

Pero quien tomó las fotografías del joven Raúl y de Normita de la mano de un guardia suizo seguramente fue Maciel. Raúl tiene esas fotos en su poder: el hombre que no quería dejar rastro de su presencia en Cuernavaca sin embargo tomaba fotos que para él eran importantes.


El abogado Jeff Anderson y su representado, Raúl González, hijo de Maciel, durante la conferencia de prensa del 21 de junio en St. Paul, Minnesota. Foto: Jim Mone/ AP
González no preguntaba sobre la relación de Norma con su padre; en la inocencia de una infancia compleja aceptaba la realidad como venía. La “familia” viajaba junta a Sorrento, Capri y Nápoles cuando estaba soleado. En Roma, “durante el día (Maciel) se retiraba y regresaba por las noches”, presumiblemente después de terminar sus ocupaciones en el seno de la Legión.

El niño regresó a México luego de un mes. Al pasar los años el padre llamaba frecuentemente a sus hijos por larga distancia. “Nos decía siempre que no olvidáramos ir a misa, y que fuéramos buenos. Para ser sincero, yo apreciaba mucho esos consejos, (como) no mentir. Eso nos dejó de bueno”.

Poco tiempo después del cumpleaños número 10 de Raúl, Maciel arregló que viviera con una familia en Dublín para que entrara allí a una escuela privada y aprendiera inglés. Esto era 1990 cuando, dice, los ataques comenzaron.

LA REIVINDICACIÓN DE VACA
Si Juan Pablo II hubiera actuado por las denuncias contra Maciel que Juan Vaca le detalló al Papa en su carta de 1989, pidiéndole dispensarlo de sus votos sacerdotales, la carrera de Maciel se hubiera frenado, evitándole acceder a fondos de la Legión y quizá impidiéndole a González viajar a Irlanda.

Vaca entró a la Legión en México en 1947, a la edad de 10 años. Repetidamente violado por Maciel en España desde los 12 y durante toda su adolescencia en Roma, el joven sacerdote fue a Orange, Connecticut, como director territorial de la Legión para Estados Unidos. En 1976, cuando Vaca se fue de la Legión entrando a la diócesis de Rockville Centre, Long Island, Nueva York, envió una encendida carta de 12 páginas a Maciel, nombrando a 20 víctimas más. Ayudado por el obispo John R. McGann envió copia de la carta al Vaticano a modo de protesta formal, lo que no tuvo consecuencia alguna. Con el apoyo de McGann volvió a pedir al Vaticano, vía valija diplomática, que castigara a Maciel, de nuevo sin consecuencias. Su intento final, en 1989, nuevamente por medio de canales oficiales, incluyó una carta dirigida a Juan Pablo II recontando los actos de Maciel. En 1993, Vaca recibió la dispensa a sus votos, pero las acusaciones contra Maciel fueron ignoradas hasta que otro ex legionario, José Barba, montó el caso de derecho canónico contra Maciel en 1998.

Corcuera, actual director general de la orden, viene de una familia de la clase alta mexicana. Cuando fue contactado por él, Vaca lo recibió en el Mercy College de Manhattan, donde es profesor adjunto de sicología y sociología. Vaca narra cómo se encontraron solos en una sala de conferencias: “Me abrazó como hacen los hombres mexicanos y estaba a punto de hincarse a pedirme perdón pero lo detuve, y lo hice sentarse a la cabeza de la mesa y me puse a su derecha. Estaba relajado y amable. Luego de un rato comencé a llamarle Alvarito”.

Vaca, casado por muchos años, dijo que asumió un papel paternal, preguntándole al actual director su historia. Corcuera recordó su juventud en una escuela legionaria, inspirado por Maciel, su ingreso a la orden en México y su seminariado en Connecticut, donde Vaca fue superior suyo (ese campus está hoy a la venta). Vaca no lo recordaba, habiendo trabajado con tantos seminaristas antes de su partida a Rockville. “Álvaro dijo, ‘usted fue amable conmigo’, y recontó cómo, cuando se convirtió en el director general en 2004, su nombramiento fue una sorpresa. Yo le dije: ‘Bueno, Maciel te entrenó para el trabajo’”.

Vaca dijo que Corcuera insistió que su elección se dio de manera abierta, que no fue un dedazo de Maciel. Pero cuando Maciel se retiró en 2004 del cargo que había mantenido por décadas, el cardenal Ratzinger acababa de ordenar una investigación basada en el caso de 1998, que se había enlatado bajo la presión del entonces secretario de Estado Vaticano, el cardenal Angelo Sodano, quien había recibido cuantiosos donativos de la Legión como reseñé en un artículo anterior en este mismo semanario.

Prosiguió Vaca: “Le pregunté a bocajarro si sabía de los abusos cometidos por Maciel. Lo negó. Le dije ‘sabías que le enviaba dinero a sus mujeres’, refiriéndome a Norma, la mujer de Madrid, y a su hija. Dijo: ‘Lo supe después de 2004’, pero no me dio una fecha específica y no lo presioné más”.

Luego de dejar hablar a Corcuera por cerca de una hora, Vaca recordó cómo Maciel lo había violado a él y a otros seminaristas décadas atrás, y cómo sacó a Maciel en 1957, un año antes de que naciera Corcuera, de una bañera en Tetuán, Marruecos, donde se estaba ahogando, perdido como estaba en la morfina. “Se sintió avergonzado”, dijo Vaca de Corcuera. “Colgó la cabeza, susurrando que me creía. Puso la cabeza entre sus manos”.

Corcuera le dijo a Vaca que los legionarios recientemente habían comenzado a circular su carta de 1976 denunciando a Maciel, y nombrando a las otras 20 víctimas. De ser cierto, eso marcaría una considerable diferencia con la estrategia seguida hasta el verano pasado, cuando dos sacerdotes legionarios le dijeron a este escritor que los seminaristas seguían siendo educados en la heroica vida de Maciel, aún después de saber de la existencia de su hija Norma.


Raúl González y su media hermana Normita, junto a un guardia suizo, en la visita que realizaron al Vaticano con su progenitor Marcial Maciel en 1989. Foto: Especial
“Acepto sus disculpas”, Vaca dice que le dijo a Corcuera, “pero ésta no es una solución”. Comentó que la Legión debía de proveer una “compensación honesta por todos los daños” a él y a las demás víctimas. Corcuera replicó que la Legión había formado un comité en Roma para explorar el punto, y preguntó qué sería una compensación justa. Vaca le dijo a Corcuera que mirara los pagos que habían hecho las diócesis estadunidenses a sus víctimas. “Le dije que por años la Legión me había calumniado. Que pensara en eso. Que pensara en una cifra. Yo no le iba a decir cuánto”.

El sitio de los Legionarios de Cristo comenzó a defender a Maciel y a atacar a sus acusadores luego de que el Hartford Courant publicara un reportaje crítico en 1997. El sacerdote legionario Owen Kearns, editor del National Catholic Register, propiedad de la Legión, denunció a las víctimas por su “conspiración orquestada para ensuciar el nombre del padre Maciel”. Entonces llamó a Vaca un hombre “arrogante, buscador de estatus, enfurecido y decepcionado por su desempeño profesional”, que había buscado obtener “más poder en la Legión”. Ese contenido fue retirado en 2006, después del veredicto vaticano mandando a Maciel al ostracismo. Kearns recientemente pidió disculpas a Gerald Renner y a este escritor por sus comentarios luego del reportaje del Hartford Courant, pero no citó a ninguna de las víctimas por su nombre.

Con una maestría en ciencias de la conducta por la Universidad de Long Island, Vaca era consejero de estudiantes discapacitados en la facultad de York, en la City University de Nueva York, en su cuarto año de un contrato de cinco, cuando fue despedido en 1999. “Pienso que no renovaron mi contrato por los ataques de la Legión sobre mi credibilidad y carácter”, dijo, aunque sus jefes alegaron recortes presupuestales. Apunta a Kearns citando que Vaca nunca tuvo el cargo de director territorial, lo que es falso y lo hirió profesionalmente.

Corcuera y Vaca se despidieron en términos cordiales, dijo, con la promesa del legionario de revisar el asunto de las compensaciones. Corcuera le pidió nombres y la información de contacto de otros hombres también abusados por Maciel. El profesor José Barba, quien inició el proceso canónico en 1998, dijo que Corcuera no había hecho el mínimo intento por contactarlo. Y añadió: “Mi percepción de él es pública y él sabe que no le creo ni confío en él”. Fair, el vocero de la orden, dijo que Corcuera se ha entrevistado en privado con algunas de las víctimas en México, “dejándoles a ellas el levantar la voz si quieren”.


El papa Benedicto XVI durante la misa de Corpus Domini en la Basílica de San Pedro en Roma, el pasado tres de junio. Foto: Tony Gentile/ Reuters
AÑOS DE ABUSO
En el recuento de González, tenía 10 años cuando Maciel abusó sexualmente de Omar y de él en un viaje a Madrid en 1989, fotografiándolos en el proceso. “Papá me dijo que su tío lo masturbaba, y que ahora yo tenía qué masturbarlo. ¿Por qué le dices algo así a un niño?”.

Casi tenía 11 años cuando Maciel lo llevó a vivir con la familia irlandesa. Cuando en ese tiempo lo llamó para que fuera a encontrarse con él un fin de semana en Londres, extrañaba a su madre. “Comencé a llorar. Y dije: ‘te quiero ver’”. En Londres, “mi papá me llevó a caminar”.

Es en ese punto cuando comienza a llorar. “Sabía que esto pasaría”, dice, de sus emociones. Describe entonces una caminata por Londres donde Maciel compró unas revistas, lo llevó de regreso al hotel y le enseñó “pornografía dura” para excitarlo y luego abusar de él.

Luego de dos años en Dublín regresó a México. Otras vacaciones con su padre incluyeron a Omar. “Cuando estábamos de vacaciones, un abuso se convertía en otro y en otro. Todos los días que me quedé con papá, en todos los viajes, hubo abusos”. Dijo que Maciel contrató a prostitutos jóvenes en un viaje a las playas de Colombia; también, de acuerdo a González, tuvo encuentros sexuales con sus hijos en Florida y Nueva York. Los rituales que describía —de Maciel diciendo que le dolía la pierna, pidiendo a los chicos acariciarlo, luego masajearlo y luego más— hacen eco de los recuentos de las otras víctimas tempranas en el seminario, décadas antes del nacimiento de Raúl; de adolescentes en las enfermerías de las escuelas legionarias viendo cómo Maciel los llamaba para decirles que le dolía muchísimo el estómago, que lo masajearan, guiándolos al contacto genital diciendo que tenía permiso del papa Pío XII de desahogarse así sexualmente por su dolor.

Raúl dice amar a su padre, pero añade: “Tuve miedo toda mi vida. Mi papá me decía que donde trabajaba había gente realmente peligrosa”.

Cuando en 1997 la revista Contenido recogió los extractos del reportaje del Courant y puso a Maciel en la portada, González le llamó a su padre. “No soy yo”, negó Maciel. Pero le dijo que comprara todas las revistas. “Envió a un tipo con un sobre con dos mil dólares” que se usaron para comprar todas las copias posibles. “No lo confrontamos, estábamos en shock. Fue cuando supimos que la Congregación era muy poderosa”. Temían que, si hacían un escándalo, “nos desaparecerían”.

Para Raúl, conocer la verdadera identidad de su padre fue como “whoom... una explosión en el cerebro”. Al ser Blanca financieramente dependiente de Maciel, la familia rehusó confrontarlo. “Nueve años de abusos y yo estaba en shock”, dijo González. “Estaba furioso. Triste. Los abusos hacia mi hermano, eso fue algo muy fuerte”. Raúl pasó entonces a describir las violaciones a Omar en detalle.

En 1998, Raúl González entró en una depresión tan profunda que ni siquiera podía dormir. “Tu padre siempre dice: ve a misa. No fumes. No tomes. Y entonces ves que es un sacerdote”.

Maciel arregló un tratamiento psiquiátrico para Raúl en Madrid, pero con la intención de manipularlo, dice. González se quedó varios meses con Normita y la tía Norma. Ya de regreso con su otra familia, los recuerdos cariñosos de Roma le reforzaron el silencio alrededor del incesto. En las sesiones con el terapeuta no fue capaz de revelar lo que el padre-Padre había hecho, expresando más bien su miedo a la homosexualidad. El psiquiatra, dice, le aseguró: “Tú no eres homosexual. Esto pasará”, y le prescribió antidepresivos que González tomó por años, luego, al cuidado de un doctor mexicano, siguió tomandolos hasta que se sintió demasiado narcotizado.

Años después viajaría con Maciel a Barcelona, finalmente resistiéndose a los acosos sexuales. En ese punto, Maciel perdió interés por él.

La última vez que González vio a su padre fue en el año 2000, aunque seguían comunicándose por teléfono de manera intermitente. En una de esas ocasiones, en el 2003, Maciel le dijo que tenía para él fondos en un banco suizo. “Me dijo que su voluntad era darme seis millones de dólares, y que el fideicomiso estaría en Suiza”.

En 2004, cuando por órdenes de Ratzinger la investigación vaticana enlatada por años por Juan Pablo II y el cardenal Sodano comenzó, la familia en Cuernavaca tuvo cada vez menos contacto con Maciel. Éste pagó por los estudios universitarios de Raúl en Puebla, pero la manutención del hogar comenzó a espaciarse. Según González, Maciel habría comprado algunas pequeñas propiedades comerciales para darle a Blanca ciertos ingresos. Supieron de la muerte de su padre en 2008, por las noticias. Él y Omar “comenzamos a llorar. Es normal, era nuestro padre. En ese momento los abusos se quedan a un lado y te concentras en la pérdida del padre. ¿Por qué lo hizo? Sí, ya no me lo puede decir, pero sé que puede oírme. ¿Por qué los abusos?”.

Luego de que en el 2009 se hiciera pública la existencia de Normita y, con ella, desde Madrid, los reportes de la seguridad financiera dada a la otra familia, la familia de México buscó compensación. González dijo que contactó a la Legión en 2003 buscando confirmación de la existencia del fideicomiso pero sin recibir respuesta. Maciel, dice, le comentó que “el señor Álvaro Corcuera o el señor Marcelino de Andreas se encargarían de nosotros luego de su muerte”. Llamó a la sede de la Legión en la Ciudad de México, dejando mensajes para ambos, sin respuesta.

EL INVESTIGADOR
El pasado otoño, dice González, él y su familia tuvieron dos encuentros con el obispo Ricardo Watty, el visitador o investigador vaticano de los legionarios en México. Él y Omar “le dieron a Ricardo Watty cartas para el papa Ratzinger”, y pidieron encontrarse con el secretario de Estado Vaticano, el cardenal Tarcisio Bertone, sin éxito. En su primer encuentro con Watty le pidieron a su madre que saliera del cuarto mientras le narraban los abusos. Watty “estuvo bien, es una buena persona. Demostró que realmente sentía pena por lo que nos pasó”. Aunque no recibieron respuesta del Papa, Watty les arregló un encuentro con el legionario Carlos Skertchly, de la Universidad Anáhuac en la Ciudad de México. Una larga serie de encuentros tortuosos se sucedieron, donde González afirma haberle entregado documentos probando la relación y la intención de Maciel de dejarles los fondos.

El tres de marzo, el abogado José Bonilla reveló que el fideicomiso supuestamente montado por Maciel para los hermanos estaba vacío. La Legión le dio a Raúl una copia de éste diciéndole que lo había retirado Normita, la otra hija, en España, de acuerdo a Bonilla. El día después de la entrevista de la familia González con Carmen Aristegui, la Legión hizo pública una declaración sobre los encuentros de Skertchly con González, diciendo que la orden había rechazado una petición de 26 millones de dólares a cambio de silencio. Bonilla se retiró como abogado de la familia citando desavenencias éticas al pedir su cliente dinero a cambio de silencio. En la entrevista del siete de mayo, González señaló a Bonilla por mal aconsejarlo en la negociación: la exigencia financiera que le hizo a Skertchly, dijo, era por los seis millones que Maciel le prometió inicialmente y por 10 más para cada uno, Omar y él, por el incesto.

Si la intención de Watty al poner a dialogar directamente a Raúl González con la Legión fue la de lograr una reconciliación, el tiro no sólo le salió por la culata: los medios reportaron a Raúl González como un oportunista tratando de exprimir a una orden religiosa que es toda una institución en el país. Ningún abogado estadunidense hubiera dejado a su cliente negociar por sí mismo, aunque el mediador fuera un obispo.

En el siguiente fragmento de la entrevista del siete de mayo, González pareció genuinamente sorprendido por la primera pregunta: “Entonces les pediste 26 millones de dólares. Eso es mucho dinero”.

“¿Tú crees? ¿Por abuso sexual?”. “Yo creo que mucha gente lo pensaría así”.

“Puedes llorar, y los de la Iglesia pueden llorar todo lo que quieran. El papa Benedicto lloró cuando fue a Malta. Pero las lágrimas se secan. Se secan. Pero el corazón y el alma quedan afectados para toda la vida. El dolor que sientes. La rabia dentro de tu alma. (Maciel) se robó mi alma. Soy el alma que empuja a mi hermano. Quiero ayudarle. Aunque me muera, quiero ayudar a mi hermano. El papa Benedicto en 2006 mandó a mi padre, a mi papá o a Marcial Maciel al retiro. A la oración. ¿Por qué no lo envió a la cárcel?

Benedicto trata de limpiar. Hace meses dijo que va a buscar a más víctimas. Ok. A lo mejor no es su trabajo específicamente —es de la Legión— pero el Papa tiene qué decirles que comiencen a hacer algo. Seis millones de dólares es mi herencia, la que mi papá nos prometió. Y quiero hacerte una pregunta. Si te ofrezco 10 millones de dólares, ¿dejarías que te violaran durante los siguientes nueve años?”.

* Jason Berry es autor y productor de un documental sobre Maciel llamado Votos de silencio. El fondo del Nation Institute apoyó la investigación de este reportaje.

Jason Berry*
………….
http://semanal.milenio.com/node/2591.
.

Al fin, Ordena la Corte liberación de Ignacio del Valle...

Ordena la Corte liberación de Ignacio del Valle


Cuatro de los cinco ministros que integran la Primera Sala determinaron que las pruebas para acusarlo de secuestro equiparado son ilegales.

Mié, 30/06/2010 - 12:46
Ciudad de México.- La Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, determinó otorgar el amparo a Ignacio del Valle y 11 personas más para que salgan libres luego de que consideró que las pruebas para acusarlo de secuestro equiparado fueron ilegales.

José de Jesús Gudiño Pelayo, presidente de la Sala, votará en contra del amparo 8/2010, que ampara a Ignacio del Valle y Felipe Álvarez en contra de la sentencia por secuestro equiparado.

Mientra que la ministro Olga Sánchez Cordero, Juan Silva Meza, Arturo Zaldívar y José Ramón Cossío, votaron que se otorgue el amparo a los ahora detenidos.

Raymundo Pérez Arellano, MILENIO
.

Noticias MVS: Jody Williams Premio Nobel 1997 habla sobre ATNECO...

Entrevistas: Nota publicada el miércoles 30 de junio de 2010
Jody Williams en la Primera Emisión
La experta en derechos humanos y ganadora del nobel de la paz habla sobre las próximas resolución en torno al tema de Atenco
Redacción Primera Emisión Noticias MVS
http://noticiasmvs.com/Jody-Williams-en-la-Primera-Emision.html
p>lín/p>

La triste Historia de Laurencio Pérez, y su Puta Madre de Babilonia Desalmada...

.
Por este tipo de sentencias, los curitas no se preocupan mucho al hacer sus cochinadas. Ese Laurencio Pérez volverá a las andadas. Lo peor que puede pasar , es que lo regresen a los templos y le den impunidad...
.
Confirman sentencia de sacerdote corrupto

Por: Redacción , Miércoles, 30 de Junio de 2010

El Supremo Tribunal de Justicia del Estado (STJE) ratificó la sentencia impuesta al padre Laurencio Pérez Jiménez, por lo que deberá pasar cuatro años y tres meses en prisión, aunque sólo durante los fines de semana, pues así lo dispuso inicialmente el juez primero penal de San Miguel de Allende el 31 de mayo pasado.

Con la determinación tomada ayer por Gustavo Isidro Araiza Castro, magistrado supernumerario del STJE, se terminan las posibilidades que la Procuraduría de Justicia del Estado (PGJE) había puesto en que se ampliara la sentencia al ministro católico y se eliminara el beneficio de la semilibertad al que se opuso desde un principio, de ahí la apelación a la sentencia dictada el 31 de mayo pasado, por el juez Llamas Morales.

El 14 de junio, el párroco Daniel Huerta Ibáñez, reconoció que éste caso restó fieles a la Iglesia.
ÉNFASIS

Laurencio Pérez Mejía, fue acusado y procesado penalmente por el delito de corrupción de menores en contra de una niña de trece años, delito cometido en noviembre de 2005, en la colonia San Luis Rey, en San Miguel de Allende, según consta en el proceso penal B-86/2006.

.

Desde el ABC, hasta los Zetas, todo es corrupción e impunidad... Van de la mano...

Votar entre zetas
Gerardo Albarrán y Gabriela Hernández

CIUDAD VICTORIA, TAMPS., 29 de junio (Proceso).- Confiado en una singular combinación de ingeniería electoral, mercadotecnia y viejas prácticas de cooptación, el PRI se considera inmune al costo político de la violencia que ha ejercido el narco a lo largo del sexenio de Eugenio Hernández Flores. Si las encuestas están en lo cierto va a ganar las elecciones por tres a uno. Enfrente sólo tiene a un candidato del PAN abandonado por su partido y a un PRD desdibujado; el resto de los partidos se conforma con participar. Sin embargo, en esta entidad la verdadera lucha por el poder es con el narcotráfico.


………….

Paralelo al proceso constitucional, el cártel del Golfo y Los Zetas libran una guerra abierta por el control del estado que desplaza a las autoridades y arrincona a la población. Los propios partidos políticos han resentido las amenazas de los operadores del narco, que han forzado a varios candidatos a renunciar a sus postulaciones. Uno de ellos, el panista Manuel Guajardo, fue asesinado el 13 de mayo, en vísperas de que registrara su candidatura para alcalde de Valle Hermoso. En el atentado murieron también su hijo de 21 años y un empleado.
Al margen del conflicto, el PRI es el único partido que registró candidatos a todos los puestos en disputa este 4 de julio, cuando se elegirán gobernador, 36 diputados (22 de mayoría, 14 de representación proporcional) y 43 presidentes municipales en planillas que incluyen a 55 síndicos y 265 regidores. “Quiero el tráiler completo”, se ufana el presidente del Comité Directivo Estatal priista, Ricardo Gamundi Rosas.
El candidato panista a la gubernatura, el senador con licencia José Julián Sacramento, no cree en pronósticos. Él ganó su escaño en 2006 con 11 puntos de ventaja, pese a ir 18 abajo en los sondeos. “Vamos por la mitad de los municipios”, y para la gubernatura “voy a quedar cabeza con cabeza” con el contrincante priista, Rodolfo Torre Cantú, exsecretario local de Salud.
Aparte de Sacramento, el candidato del PRI no tiene de quién preocuparse: PRD, PT y Convergencia van cada uno por su lado, desarticulada la coalición de 2006 que captó un buen número de votos en el estado. Los petistas postularon a Armando Vera García y Convergencia a Alfonso de León Perales, que no pintan.
Sacramento no ha contado con su partido más allá de la formalidad. Hasta el cierre de edición, el presidente nacional del PAN, César Nava, sólo había pisado el estado para asistir al funeral de Manuel Guajardo; de sus compañeros del Senado sólo ha recibido la visita de Santiago Creel. “Me dejaron solo”, lamenta. En contraste, la abrumadora campaña del priista Torre Cantú tiene el apoyo abierto del PRI nacional y de los senadores  Manlio Fabio Beltrones y el gobernador mexiquense Enrique Peña Nieto.
Ni siquiera las veladas acusaciones de corrupción por los innumerables negocios que les atribuyen al gobernador Hernández Flores y sus allegados durante el sexenio parecen influir en la intención de los votantes.
Toda posibilidad de protesta es desarticulada gracias a la obsesión del gobernador por controlarlo todo y someter a todos, partidos y sociedad, y por supuesto al Instituto Electoral de Tamaulipas (Ietam), en el que habría impuesto al presidente Jorge Luis Navarro Cantú, consejero desde 2006, cuyo único objetivo declarado es alcanzar la votación “más copiosa” en la historia del estado.
Hernández Flores metió las manos en las dirigencias de algunos partidos y palomeó candidatos, como en el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), presidido por su amigo René Castillo de la Cruz, al que también hizo candidato a diputado local, según observadores que piden reservar sus nombres. PRI y verdes forman la coalición Todos Tamaulipas, junto con el Partido Nueva Alianza.
El gobernador también intervino en las disputas internas en el PRD. Un grupo de perredistas ofreció la candidatura a Lino Korrodi, quien habría tenido algunos acercamientos con el dirigente nacional Jesús Ortega; pero se frustró. De acuerdo con el expresidente local del PRD, Rafael Rodríguez Segura, la Secretaría General de Gobierno pagó esquiroles para espantar al examigo de Fox. Al final, el candidato de la izquierda es el empresario panista Julio Almanza Armas, otro buen amigo del gobernador.
En el extremo, panistas como el exdiputado federal Luis Alonso Mejía achacan al gobernador Hernández Flores y sus operadores políticos haber influido en la candidatura de Sacramento para cerrarle el paso al otro precandidato del PAN, Francisco Javier García Cabeza de Vaca, diputado local y exalcalde de Reynosa.
“Se ve que el presidente del Ietam está trabajando para ellos; el candidato del PRD trae lana del gobierno del estado, no de su partido; igual pasa con los demás partidos”, se queja el panista Sacramento.
“El problema del PAN es que tiene una fisura interna muy fuerte por el poder. Y no tiene base, por eso nos pide prestados candidatos”, replica el dirigente estatal del PRI Ricardo Gamundi Rosas, en alusión a los priistas postulados por el PAN para alcaldes de Tampico y Altamira.
La oposición asegura que el gobierno de Hernández Flores y su partido han pactado con el narco. Por eso son los únicos en campaña en todo el estado.
“No es cierto y te lo digo a los ojos”, responde el principal operador político del gobernador, quien rechaza el mote de “mapache mayor” y se acredita como ingeniero electoral.

Narcoelección

A sólo 47 kilómetros de Matamoros y a 35 de la frontera con Roma, Texas, Valle Hermoso se ha convertido en “dormidero” de narcos y hasta hay quien dice que ahí vivía Heriberto Lazcano Lazcano, El Lazca, líder de Los Zetas que tenía bajo su control esta ciudad hasta que fue desplazado por el cártel del Golfo hace poco más de cuatro meses.
El asesinato ahí de Mario Guajardo, de 54 años, marcó un antes y un después de los comicios del próximo domingo y exhibió la penetración del narcotráfico en la vida política del estado, pero el fenómeno no es nuevo: en las elecciones locales de 2007 asesinaron a Juan Antonio Guajardo Anzaldúa, exdiputado federal por el PRD y candidato del PT a la presidencia municipal de Río Bravo, forzaron la renuncia de varios candidatos de oposición y el mismo día de los comicios intimidaron con armas a los votantes frente a las casillas.
Todas las fuentes consultadas por Proceso coinciden en que tanto el cártel del Golfo como Los Zetas pretenden imponer comandantes de las corporaciones policiacas municipales.
“La inseguridad en Tamaulipas es resultado de la complicidad de la mayoría de las policías estatales y municipales con la delincuencia organizada; muchos de los comandantes trabajan para ellos, eso está a la vista de todos”, sostiene José Julián Sacramento. El problema existe en todos los municipios tamaulipecos, comenta.
Los narcos no imprimen boletas ni instalan urnas. Nadie regula sus campañas. La propaganda es sorda. Los contendientes son fantasmas de los que se sabe sólo de boca en boca por los enfrentamientos y masacres que desbordan la censura. Reparten despensas y otorgan favores. Los cobran caro.
En el fuego cruzado mucha gente empieza a tomar partido: unos por el cártel del Golfo, otros por Los Zetas. Ambos intentan mostrarse como el mal menor. Mediante volantes y boletines cada facción pide el apoyo de la ciudadanía para eliminar al contrario. Los dos grupos criminales aseguran que los secuestros, asaltos y asesinatos son responsabilidad de sus enemigos. El discurso es el mismo: cualquiera que gane traerá de nuevo la paz. Los políticos intentan matizar.
El PRI asegura que no compite con los narcos. “A la gente le decimos: el enemigo es el PAN o el PRD. Lo nuestro es político. A la hora de gobernar, la cosa cambia”, concede Gamundi Rosas.
Para Sacramento, el candidato del PRI Rodolfo Torre Cantú “está esposado, no tendrá la libertad de cortar de tajo los vicios de seguridad, la complicidad y la corrupción” que heredaría del gobierno de Hernández Flores. “Yo sí tengo esa libertad porque nunca he pactado ni pactaré con el crimen organizado. Por supuesto que yo sí puedo meterle mano a las corporaciones policiacas de Tamaulipas para su depuración; ellos no”.
El candidato panista a la gubernatura dice que se apoyará en el Ejército, con el que presume una buena relación construida como secretario de la Comisión de Defensa Nacional en la LIX Legislatura, en la que fue diputado, y hasta hace poco como integrante de la Comisión de Defensa y Marina en el Senado. “Yo sí sé cuando vienen operativos, yo sí sé cuando vienen refuerzos de las fuerzas armadas; el gobernador no sabe, porque no hay confianza”.
Sacramento se desespera al evaluar las condiciones en que recibiría el estado en caso de ganar. La violencia e inseguridad lo copan todo y la administración de Felipe Calderón no da visos de poder con el problema.
“Siento que el gobierno federal tiene argumentos de peso para venir por algún funcionario del actual gobierno o del sexenio anterior ligados con la delincuencia organizada y no lo han hecho. Han sido muy complacientes. Yo sé que tienen información y no han actuado. Aquí está en juego no solamente el poder político”.
Repetidamente, el senador con licencia le ha planteado a Calderón la crisis en que vive el estado, pero siempre en reuniones con otros legisladores. “Nunca de manera personal”. No ha tenido respuesta.
“Saben contra quién deben actuar y cuándo, pero siento que no ha habido la voluntad de hacerlo. No sé si por cálculos políticos en otra elección o a cambio de votos priistas en el Congreso, o porque no están contando con Tamaulipas. Qué güeva me daría que fuera esa la razón, pero si fuera por complicidad sería peor… Información hay. No entiendo por qué no hacen nada.”
Reportaje publicado en la edición 1756 de la revista Proceso que empezó a circular el sábado 26 de junio.
………….
.http://www.proceso.com.mx/rv/modHome/detalleExclusiva/80842
.

¿México Estado Fallido?...¡ Uy ! pos desde endenates ya era fallido...

México, rumbo al estado fallido: El País
Alejandro Gutiérrez

Madrid, (apro).—  En su edición de este miércoles 30, el periódico español El País publicó un editorial en el que alerta que de no haber una corrección en el rumbo de la guerra del narco en México, “nos hallaremos ante una tragedia no solo mexicana, sino por extensión latinoamericana.

“El acechante espectro de un Estado fallido es algo que hoy no se puede permitir el mundo de habla española”.
En estos términos remata el matutino su editorial titulado El reñidero mexicano. La imparable ´guerra del narco´ amenaza al país con el espectro de ´Estado fallido´.

El diario editado por el Grupo Prisa es el medio español que mayor cobertura ha ofrecido sobre acontecimientos relacionados con la guerra contra el narco en México, a través de sus corresponsales en el país—Pablo Ordaz y Salvador Camarena—.

En su editorial de hoy, señala que “la guerra del narco en México no solo es tremendamente cruenta –más de 25 mil asesinatos en tres años--, sino que por su misma naturaleza constituye un salvaje espectáculo que lastra dolorosamente la imagen del país”.

Prosigue: “Los últimos episodios: la muerte de un candidato a gobernador de Tamaulipas, una de las 12 gobernaciones (gubernaturas) que irán a las urnas el domingo, y la de un conocido cantante de narcocorridos ponen de relieve los propósitos de los mafiosos. Pese a que el primero ha sido el peor atentado en casi 20 años, sus objetivos no eran estrictamente políticos, ni a favor ni en contra del PRI, al que pertenecía el candidato, como tampoco castigar a un cantante traidor, sino avisar de que nadie está a salvo”.

Señala que el presidente Felipe Calderón recuerda que los índices de criminalidad son “relativamente moderados, ciertamente inferiores a los de Colombia y a leguas de los de varios países de América Central”.

Pero se pregunta: “¿A qué se debe entonces la imparable carnicería mexicana?”, y alude a las dos corrientes de pensamiento, la “critica a Felipe Calderón” por haber desencadenado “una guerra innecesaria, porque quería darle un tono decisivo a su mandato inaugurado por una ajustada victoria electoral sobre el candidato izquierdista Andrés López Obrador, y para ello había que lanzar una vasta operación contra una red envilecedora, pero que estaba a lo suyo y no quería llamar la atención del poder”.

Y la otra corriente, aquella que argumenta que esa “red mafiosa” relativamente discreta había ido extendiéndose “como una hidra por el cuerpo social, y lenta pero inexorablemente estaba transformando México de conducto entre países productores –como Bolivia, Perú y Colombia—y el gran receptor, Estados Unidos, a una nación de consumidores individuales”.

El influyente periódico español considera difícil en el actual momento, además de hipócrita, “reprochar al presidente mexicano haber tomado la iniciativa de combatir esta lacra hasta sus últimas consecuencias”.

“Lo gravísimo, sin embargo, es que esa guerra en la que el estado se ha implicado a fondo no se está ganando”.

 “La intervención del Ejército para sustituir a una policía corrompida no ha hecho sino agudizar la violencia sin resultados apreciables”.

 Y remata que de no haber corrección en el rumbo “nos hallaremos ante una tragedia no solo mexicana, sino por extensión latinoamericana. El acechante espectro de un Estado fallido es algo que hoy no se puede permitir el mundo de habla española”.

.

Minusvalías Reales para Trabajadores que Ahorran...

México SA
Caen las ventas al menudeo
Minusvalías reales para trabajadores que ahorran
Carlos Fernández Vega
D
esde los micrófonos oficiales se emite insistentemente el mensaje de que la economía mexicana muestra una sólida recuperación, que las reservas internacionales alcanzan niveles históricos, que el sector exportador avanza con firmeza, que todo camina de maravilla, y que, en fin, los riesgos son mínimos (entre ellos, como si fueran pecata minuta, el no tan consistente comportamiento del vecino del norte, del que México depende en grado sumo, y la crisis europea). Esa es la visión oficial: todo funciona como relojería suiza.

………….
Pues bien, otros no necesariamente coinciden con ese triunfal balance, como en el caso de la Cámara de Diputados, quien presentó su balance económico de coyuntura, del que se apuntan algunos pasajes: entre los recientes indicadores económicos del país, divulgados días atrás, destaca que si bien continúan en ascenso las ventas de los establecimientos comerciales, el empleo y las remuneraciones pagadas se mantienen sin movimiento; asimismo, mejoran las ventas de las tiendas y servicios departamentales, pero el consumo permanece débil, lo que podría deberse, en parte, a las menores remuneraciones pagadas. Pese a incrementos en las ventas al mayoreo, caen las ventas al menudeo, al tiempo que el personal y las remuneraciones disminuyen.

A pesar de la mejoría en el desempeño de las empresas en el sector manufacturero incluidas en el Programa Industria Manufacturera, Maquiladora y de Servicios de Exportación, de las horas trabajadas y de las remuneraciones, el personal ocupado no repunta de manera significativa. En marzo pasado el número de establecimientos en el sector manufacturero incluidos en tal Programa ascendió a 5 mil 290 establecimientos a nivel nacional, el mayor número desde noviembre de 2006, cuando se reportaron 5 mil 288 establecimientos, doce más que las registradas en febrero de 2010 y 55 unidades más que en marzo de 2009, lo que refleja que las condiciones económicas más favorables han incentivado el acceso de empresas a este programa. En lo que se refiere al personal ocupado en dichos establecimientos, éste aumentó 6.18 por ciento en marzo respecto al mismo mes de 2009; sin embargo, a pesar de haber tenido un comportamiento favorable, el número de personal ocupado es 10.28 por ciento inferior a la cifra más alta conseguida en marzo de 2008, que fue de un millón 910 mil 190 personas.
Por otro lado, la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro reportó minusvalías reales (léase pérdidas) para los trabajadores que ahorran, lo que se podría esperar incida en su consumo futuro. Tal institución reportó que al cierre de mayo pasado, las Afore administraban recursos por 1 billón 232 mil 958 millones de pesos depositados en 40 millones 720 mil cuentas individuales. Durante ese mes, la tasa de rendimiento promedio del sistema presentó una disminución nominal de 0.48 puntos porcentuales, con lo cual los intereses obtenidos por el ahorro de los trabajadores (netos de comisiones) se encontraron por debajo de la inflación promedio del periodo, lo cual constituye minusvalías reales para los trabajadores que ahorran en ocho Afore y aglutinan 66.3 por ciento de las cuentas totales (Banamex, Principal, Azteca, Metlife, Profuturo GNP, Bancomer, Coppel e Ivercap). “Este resultado es un retroceso significativo en el proceso de recuperación del Sistema de Ahorro para el Retiro, pues 12 de las 14 Afore ya habían revertido la tendencia de rendimientos reales negativos sufrida tras la crisis financiera iniciada en septiembre de 2008 y, ahora, sólo cinco ofrecen resultados positivos a sus clientes (ING, XXI, Inbursa, Afirme Bajío y HSBC).
Respecto a las recientemente subsidiadas empresas trasnacionales del sector automotriz que opera en el país, subraya que durante 2010 la producción de vehículos ligeros creció 65.25 por ciento, con respecto al mismo mes de 2009, con ello, la producción acumulada en los primeros cinco meses del año ascendió a 178 mil 738 unidades, lo que implicó una tasa de crecimiento de 74.16 por ciento respecto al mismo periodo de 2009. No obstante el crecimiento de la producción nacional, 94.85 por ciento del total de automóviles ligeros lo producen sólo cinco empresas (Ford, General Motors, Nissan, Volkswagen y Chrysler).
En torno a la economía internacional, la Cámara de Diputados señala que si bien en Estados Unidos mejora la producción industrial, su indicador compuesto muestra que el crecimiento de la economía estadunidense continuará, pero a un menor ritmo (con efecto directo en la economía mexicana), hecho que se plasma en el aumento de solicitudes de desempleo. La lectura conjunta de los principales indicadores económicos del vecino del norte sugiere que continuará el crecimiento durante el resto del año, pero a un menor ritmo. De acuerdo con analistas de The Conference Board, el menor crecimiento de la economía estadunidense estará influido por la desaceleración del crecimiento europeo debido al problema de las deudas y déficit públicos (doble peligro para la economía mexicana).
Las rebanadas del pastel
Sobre los bancos y sus buitres de cobranza, la lectoría apunta: “desde hace más de un año recibo en mi domicilio llamadas de Bancomer o alguno de los despachos que trabajan para él buscando a una persona que nunca ha vivido en mi domicilio. Por algún tiempo las llamadas se detienen, y empiezan de nuevo. En algunas épocas llaman y buscan a dos o más personas, pero no sólo de Bancomer también de WalMart. Hace cinco años, cuando rentaba un departamento, me pasó lo mismo. En aquella época, las personas que llamaban por teléfono eran déspotas y groseras, así que inmediatamente mandé todos los papeles que me pidieron (recibo telefónico, IFE, carta con mi petición) para dar por concluida esa situación. Tardaron más de un mes en terminar las llamadas, jamás recibí una respuesta formal y después de dos meses iniciaron de nuevo. Ahora me piden enviar otra vez mis datos –con el riesgo que eso implica–, pero exigen que les indique el nombre de la persona que buscan y la terminación de la tarjeta deudora. He insistido mil veces en que eso es trabajo de ellos, pues basta con dar el número telefónico para que ellos hagan una búsqueda trivial en su base de datos. Realmente no pienso hacer el trámite, porque más tarda uno en enviar sus datos que en recibir una llamada ofreciendo tarjetas o peor, una extorsión. Esta situación en la que nos tienen los bancos es realmente insoportable, sabemos que las –ja, ja– autoridades trabajan para esos grupos de poder y que no moverán un dedo para atender a quienes dicen, en sus discursos, servir. A ver si la gente va pensando un poquito más en dejar de votar por tanto parásito” (México SA se reserva los datos de la denunciante).



………….
.http://www.jornada.unam.mx/2010/06/30/index.php?section=opinion&article=030o1eco
.

A los magistrados de la Suprema Corte de Justicia de la Nación...

Atenco
Con el debido respeto
Adolfo Gilly
A
los magistrados de la Suprema Corte de Justicia de la Nación
Señores magistrados:
Me atrevo a dirigirme a ustedes, siendo casi lego pero no del todo en doctrina jurídica, para tocar el caso de los 12 presos de San Salvador Atenco, que con ese nombre han quedado ya en las crónicas de esta primera década del siglo y posiblemente con ese mismo pasarán a la historia jurídica y social de nuestro país. Así también quedaron con nombres genéricos los presos ferrocarrileros –11 años estuvieron encarcelados Dionisio Vallejo y Valentín Campa sólo por haber encabezado una huelga– o los presos del 68, que salieron de Lecumberri en 1971 libres de culpa y cargo, pero despues de tres años de encierro totalmente infundado.
Esos procesos contribuyeron a corromper nuestro sistema jurídico y a destruir la confianza en la justicia como recurso último ante los abusos del poder. A historias como esas pertenece el caso que ustedes tienen bajo juicio. ¿Es que no se han terminado? ¿Es que tendremos presos de Atenco por años todavía? ¿Van ustedes a avalar con su voto las atrocidades jurídicas, procedimentales y morales de las instancias inferiores?
Tengo la debilidad de esperar que no, que esta vez no, que el voto de cada uno de ustedes pondrá un hasta aquí a esa historia oscura y repetida que, extraña paradoja, está descrita y condenada en los murales de José Clemente Orozco y de Rafael Cauduro en ese mismo edificio donde ustedes estudian los expedientes, deliberan los casos y dictan las sentencias. Miren una vez más, les pido por favor, el gran mural de Cauduro en el cubo de la escalera. Allí está pintada la represión de 1968, las cárceles adonde fueron a parar los estudiantes, las torturas a las que fueron sometidos, la policía cargando sobre ellos, los muertos, la sangre y los zapatos huérfanos en las calles.
El 4 de mayo de 2006 esas escenas se repitieron, a la debida escala, en un pequeño pueblo del estado de Mexico, San Salvador Atenco. Sobre él se desató la violencia sin frenos ni medida de miles de policías que mataron, golpearon, robaron, vejaron y violaron. El único delito que había cometido ese pueblo, ustedes bien lo saben, era el que viene cometiendo el pueblo mexicano desde tiempo inmemorial: defender sus tierras, sus aguas y sus bienes contra la usurpación y el despojo.
¿Cual es entonces el delito punible? ¿A quién mataron, a quién robaron, a quién violaron los 12 presos de San Salvador Atenco? ¿Qué bién juridico, cuál principio de justicia se tutela con las sentencias que han recaído sobre ellos?
La cárcel es dura, sobre todo para quienes se saben inocentes. Hace pocas semanas estuvimos de visita, junto con Julieta Egurrola y Daniel Giménez Cacho, en el penal de Molino de Flores. Pudimos conversar con los nueve pobladores de Atenco allí encerrados desde hace cuatro años. Son jóvenes, son gente de trabajo. No se han dejado destruir por el encierro largo e injusto.
¿Pero por qué les estan destrozando sus vidas y las de sus familias, a ellos y a los otros tres que están, peor aún, en la cárcel de alta seguridad delAltiplano?
El proceso de San Salvador Atenco se ha convertido en un caso ejemplar. Sentará jurisprudencia. Nos dirá a todos, también a ustedes, cuál es el lugar y la imagen del supremo tribunal de la nación en estos tiempos terribles que México atraviesa.
En derecho y en conciencia, quieran dictar ustedes la libertad inmediata de los 12 presos de San Salvador Atenco. No permitan que la venganza siga tomando el lugar de la justicia en esta tierra mexicana. Ojalá. Esa es mi tenue pero terca esperanza.
Reciban mis atentos saludos.

martes, 29 de junio de 2010

Carta de América del Valle

Carta de América del Valle
Autor: Redacción

28 JUNIO 2010

Al pueblo de México
A los pueblos de la orilla del agua, Atenco
A mi madre, a mi padre y a mis hermanos
A todas las organizaciones y personas que luchan por la libertad y la justicia en nuestro país

Han pasado cuatro años desde aquella bárbara agresión del gobierno federal y el gobierno del Estado de México contra nuestro pueblo digno y rebelde de San Salvador Atenco. Desde aquellas salvajes golpizas contra hombres, mujeres y niños; del allanamiento y destrozo de nuestros hogares; el asesinato de Alexis Benhumea y Javier Cortés; el encarcelamiento de más de 200 compañeros; la humillación y violación de decenas de nuestras compañeras durante su traslado al penal; la expulsión del país de amigas chilenas, alemanas y españolas que atestiguaron y sufrieron la represión. Todo, a manos de los cuerpos policiacos estatal, federal y municipal. Todo, ordenado, dirigido y supervisado personalmente desde un lugar situado a unos metros de los hechos, por el gobernador del Estado de México, Enrique Peña Nieto. Todo, impulsado por la Presidencia de la República para cobrarnos la afrenta de haberle impedido arrebatarnos nuestras tierras para cerrar el negocio del sexenio: el de abrir un nuevo aeropuerto con un corredor comercial a todo lujo de varios kilómetros de largo.

………….
Durante estos cuatro años, hemos debido luchar y resistir en condiciones sumamente adversas, pero aun así hemos logrado liberar a la mayoría de los presos, han vuelto a su casa la mayoría de los perseguidos, y lo más importante es que el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra (FPDT) está vivo y luchando incansablemente por la libertad de los presos que faltan, pero también atento a impedir el despojo de nuestras tierras.
Hoy estamos a escasos días del desenlace jurídico de la lucha por la libertad de nuestros presos. Hemos jugado la última carta legal que tenemos para lograrlo (el amparo definitivo), y la decisión está en manos de la última instancia legal a la que podemos recurrir en México: la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).
Quisiera equivocarme, pero todo apunta a que, en los próximos días, los ministros atenderán a una decisión de Estado: dejar en la cárcel a algunos presos políticos de Atenco. Sacarán a unos cuantos, reducirán las condenas de otros, pero la realidad es que la injusticia prevalecerá. Una decisión con la que especulan tanto el PAN (Partido Acción Nacional) como el PRI (Partido Revolucionario Institucional); tanto Calderón, como Peña Nieto, padre y creador de toda esta barbarie. Habiendo una decisión de Estado de por medio (como ocurre también en el caso del SME, Sindicato Mexicano de Electricistas), es muy difícil que la Corte no la acate. Son contados los jueces dispuestos a desacatar una orden así girada desde el poder, por temor o conveniencia, por presiones o por intereses. Basta hacer un breve recuento de su reciente actuar:
La SCJN ha dejado libre e impune a un gobernador que en cadena nacional fue evidenciado protegiendo a una red de grandes empresarios pederastas, denunciados por Lydia Cacho. El góber precioso no fue ni siquiera molestado por la Corte.
Más de 20 muertos dejó la represión en contra de la APPO (Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca) en 2006. Las fotos de los sicarios de Ulises Ruiz disparando contra el pueblo de Oaxaca aparecieron en la portada de varios diarios de circulación nacional. Cuando la SCJN revisó el caso, no puso tras las rejas a ninguno de los sicarios y mucho menos ejecutó acción alguna contra el gobernador oaxaqueño.
Liberó, eso sí, a paramilitares responsables de la masacre de Acteal, entre ellos, dos asesinos confesos.
En el caso de la Guardería ABC, puso por encima la tradicional impunidad de los funcionarios que se enriquecen a costa de abaratar la calidad de los servicios que ofrecen, al profundo grito de justicia emanado del dolor por la muerte de 49 niños.
Ya una vez la Corte discutió el caso Atenco y decidió una aberración jurídica al referir que sí hubo violaciones a los derechos, pero que nadie era responsable de tales.
En nuestra patria no hay justicia. Me parece evidente que la Corte no puede sostener la aberración indefendible del “secuestro equiparado”, lo cual anularía las vergonzosas penas de hasta 112 años de cárcel para nuestros presos. Pero tienen la orden de buscar la maniobra “legal” para que algunos de nuestros compañeros aún no salgan libres. Y todo indica que eso es lo que al final decidirán, más allá de la intención honorable de algunos de los jueces de poner fin de una vez por todas a esta profunda injusticia (nuestro reconocimiento a ellos). ¿De qué se trata? De ejercer un castigo ejemplar, descomunal contra los símbolos de la lucha social. Es una forma de advertir, a los que se decidan a luchar, a qué se atienen si persisten en su intento. Saben que la situación es inestable. Tienen miedo, tratan de disuadir al pueblo de toda decisión de rebelarse, para atemorizarlo. Y por eso mismo es que creo que hay una decisión de Estado. La clase política requiere mantener la amenaza vigente, y por ahora no hay mejores candidatos para ello que los rebeldes, insumisos e incorruptibles campesinos del FPDT. Pero nosotros no lo aceptamos; queremos justicia, no más engaños de los mercaderes del derecho. No nos vamos a resignar, vamos a seguir luchando, porque en un país como el nuestro, donde se cierran las puertas de la justicia, la alternativa que nos queda es luchar y organizarnos para detener tanta impunidad.
Me encuentro ahora en esta embajada en México de la República Bolivariana de Venezuela, pidiendo asilo político después de cuatro años de incesante persecución política en mi contra, de no poder salir a la calle ni ver a mis seres queridos, de no poder volver a mi casa ni a mi pueblo. Cuatro años que han sido de amedrentamiento, pero también de indoblegable resistencia. Tengo varias órdenes de aprehensión en mi contra, todos los amparos que he solicitado han sido rechazados por el Poder Judicial. Para mí, no hay más opciones, menos ahora que la Suprema Corte de Justicia de la Nación está a punto de cometer otra brutal injusticia.
Los cargos por los que a mí me persiguen son los mismos y en los mismos hechos que los de mi papá. Y frente a esta decisión de Estado de dejarlo preso, me he visto orillada a tomar esta decisión: el asilo político, para continuar la lucha desde fuera, pero con más fuerza y en mejores condiciones. He logrado evitar ser encarcelada cuatro años, y por supuesto que si no han logrado apresarme, menos aún lograrán que me entregue por delitos que no cometí.
Es al pueblo de Venezuela y a su presidente a quienes pido ayuda, porque he sido testigo de su alto espíritu de solidaridad hacia los pueblos que sufren injusticia. Muestra de ello son todos los programas que otorga el pueblo venezolano con médicos, profesores, petróleo barato, operaciones de la vista a cientos de miles de pobres en nuestra América, combatiendo al imperio yanqui y al capitalismo depredador con gran fortaleza y dignidad.
Me voy, pero no me rindo. Y desde aquí quiero agradecer al pueblo humilde que me ha protegido y resguardado todos estos años; no tengo con qué pagarles más que con mi lucha y mi fuerza.
Quiero que lo sepa mi pueblo, Atenco, a quien tanto amo y admiro por su valentía, con quien tengo muchos proyectos y espero regresar pronto para concretarlos, junto a mis compañeros. Quiero que lo sepa mi padre y mi madre y toda mi familia, también que lo sepan mis hermanos de lucha de todos los rincones de mi patria que es México:
Si sigo de pie es por todos ustedes, y aunque mañana esté lejos, cuéntenme entre las filas de los que resisten y luchan por un país mejor, por un México sin despotismo político, sin la corrupción, explotación y despojo que hemos sufrido por años, y que ya no estamos dispuestos a tolerar.
Y quiero que lo tengan siempre bien presente: ¡Venceremos! Ahora más que nunca, es momento de unirnos, de pelar juntos contra el enemigo común. Mineros de Cananea, de Pasta de Conchos, pueblo de La Parota y Copala, trabajadores del SME, maestros de la CNTE (Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación), estudiantes universitarios, padres de la Guardería ABC, de los muertos y las muertas de Ciudad Juárez, familiares de los miles de inocentes asesinados por esta llamada “guerra” contra el narcotráfico; pueblo pobre y trabajador, sin prestaciones, ni buenos salarios, sobreexplotados y humillados, a ustedes me dirijo con todo mi respeto. Tenemos que estar juntos; tenemos que acabar de una vez con tanto despojo y represión, tanto de Felipe Calderón como de quien aspira a ser su sucesor, Enrique Peña Nieto.
Que también lo escuche fuerte y claro el Estado. No pudieron con Atenco y no podrán conmigo. Sigo y seguiré de pie, resistiendo, porque la saña de los de arriba jamás podrá marchitar la rebeldía sembrada y regada por años en la tierra de nuestra nación. Ni sus jueces ni sus medios mentirosos, ni su cárcel ni su persecución. ¡Nada detendrá nuestro camino a la justicia y la libertad! En la trinchera que nos toque estar, estaremos con la frente y nuestro puño en alto.
Ni la embajada de la República Bolivariana de Venezuela, ni el Presidente Chávez, ni por supuesto los millones de venezolanos y venezolanas, tienen nada que ver con lo que afirmo. Ellos tienen su lucha propia, la cual admiro y siento como propia, pero nada han tenido que ver con mi decisión de entrar a esta embajada y pedir asilo, lo cual ha sido decisión mía, exclusivamente.
No estoy dispuesta a permanecer más tiempo escondida, acosada, maniatada. Ya son más de cuatro años así, y la situación no tiene visos de cambiar. Mi única alternativa para recuperar la libertad por ahora es acogerme al asilo político por parte de un gobierno realmente democrático y del pueblo; de un pueblo solidario con la rebeldía de sus hermanos de otras tierras. Quiero mi libertad para seguir luchando, para seguir estudiando, para seguir viviendo. Por eso he decidido pedirle al pueblo de Venezuela, a su presidente, comandante Hugo Chávez, que me acojan en su territorio mientras logro recuperar mi derecho a seguir luchando en mi propio país.
Que el mundo entero voltee a mirar lo que sucede en México. Que observe atentamente lo que está por ocurrir en estos días: que la mayor instancia de justicia de nuestro país es incapaz de plantar cara ante una decisión de Estado, aun cuando éste cometa la más burda y lacerante de las injusticias.
América del Valle
………….
.
http://contralinea.info/archivo-revista/index.php/2010/06/28/carta-de-america-del-valle/
.

AMLO acepta diálogo si FECAL cambia política económica y de seguridad

AMLO acepta diálogo si Calderón cambia política económica y de seguridad 
La redacción


MÉXICO, D.F., 29 de junio (apro).- El excandidato presidencial, Andrés Manuel López Obrador, condicionó hoy su participación en la reunión convocada por el presidente Felipe Calderón, para hacer un frente común contra el narco, a que el Ejecutivo federal  asuma el compromiso de emprender un cambio verdadero”, es decir, modificar la política económica, generar empleos y establecer una coordinación entre todas las corporaciones policiacas en el combate a la delincuencia organizada.

Sostuvo que si la convocatoria emitida por Calderón es en serio, aceptaría asistir porque, subrayó, "por encima de todo está México y está el interés general".

Luego de lamentar el asesinato del candidato de la coalición PRI-PVEM-Panal a la gubernatura de Tamaulipas, Rodolfo Torre Cantú, López Obrador afirmó que el clima de violencia e inseguridad que priva en el país es fruto de la descomposición social que originó la imposición de una política económica elitista.

    En entrevista telefónica con el periodista Jacobo Zabludovsky, en su noticiero De 1 a 3, el tabasqueño advirtió que de no ponerse el acento en esa situación, en lo que a él concierne no se prestará a “la simulación y la demagogia”.
    “Sería muy malo que a estas alturas forme parte de esta comparsa. No vamos a caer nosotros en ninguna simulación", dijo el exjefe de Gobierno del Distrito Federal.

    En su opinión, todos los actores políticos deben preocuparse y ocuparse de la situación de inseguridad que impera en el país, pero aclaró que no es ese tipo de reuniones lo que solucionará las cosas, sino un cambio de rumbo en la política económica.

López Obrador sostuvo que la descomposición social y la codicia de unos cuantos ha llevado a la pobreza a millones de mexicanos y al abandono de los jóvenes que no tienen ninguna posibilidad de trabajo ni de estudio. 

De continuar el mismo régimen, advirtió, "va a seguir la destrucción del país, porque desgraciadamente esto que está sucediendo es el fruto podrido de la política económica" que se impuso desde hace 27 años.

Además, afirmó que en México no existen corporaciones policiacas profesionales en la lucha contra la violencia y la inseguridad, ni se ha aclarado con énfasis que "no se está protegiendo a ninguna banda para castigar a otra, porque esa es también la sensación que hay entre la gente".

.