¡Ya estamos hasta la MADRE de tanta CENSURA...  Di No a la Censura...

domingo, 10 de julio de 2011

En las Elecciones, La Mierda Salinista Se Regó Por El EDOMEX... ¿A ti, ciudadano, cuanta te tocó?...


El Despertar
Edomex: aprender
José Agustín Ortiz Pinchetti
H
e recibido multitud de mensajes y preguntas sobre el tema. Ocho días después presento algunas de las más interesantes en un diálogo:
¿Cómo te sientes tras la derrota de Edomex? Deprimido, pero no desalentado. Las desdichas y los errores son experiencias que bien aprendidas nos permiten triunfar. Concentrémonos en lo que sucedió: el PRI y el gobierno del estado de México aliados con inversionistas y Elba Esther Gordillo impusieron a un gobernador utilizando recursos legítimos e ilegítimos. No es asombroso, ha ocurrido durante 80 años. Pero después de más de 20 años de transición a la democracia crea la ilusión de que la restauración del viejo régimen es inevitable.
¿Qué autocrítica podrían hacer? Fuimos incapaces de vigilar las elecciones. Eso sucedió en 2006 con resultados desastrosos. Ahora, por lo menos en 37 por ciento de casillas no hubo representantes de la coalición de izquierda. Los activistas de Morena no fueron acreditados. Sabemos que muchos vigilantes firmaron las actas, recibieron dinero, se retiraron y dejaron operar. Así sucedió en Puebla en 2006. La maestra, protegida por Mario Marín, pudo restarle 400 mil votos a AMLO. Si uno no tiene quién vigile sus votos ni en Suiza puedes ganar.
¿Cuál es el aspecto más siniestro? La dependencia de las autoridades electorales del gobernador y del PRI. No quisieron frenar los abusos. Las operaciones de coacción y compra del voto se cumplieron cínicamente sin que actuaran las autoridades o sus agentes. En todo el país sucede lo mismo. El presidente del IFE, Leonardo Valdés, intenta con un buen trabajo mejorar la imagen del instituto, pero la enorme burocracia de ese órgano puede asfixiar las mejores intenciones. Si la gente no cree en el árbitro, los comicios de 2012 –que se darán en un ambiente más tenso que las de 1994 y 2006– pueden terminar muy mal. Hay que recordar que quien hace imposible una evolución pacífica de las instituciones, hará inevitable la violencia.
¿Es inevitable el regreso del PRI? El intento de restauración con un candidato único y cargada que implique el regreso de Salinas y de la parte más negra de la oligarquía, despertará la conciencia nacional. No sólo en la oposición progresista sino en los sectores más conscientes del país, incluso en PAN y PRI. Significa la entronización de la cleptocracia. Aun si los grandes empresarios no quieran volver a 1994.
¿Qué se puede hacer? Lo que pretende Alejandro Encinas en el Edomex y AMLO en el país: organizarse. Hay un solo proyecto alternativo capaz de convocar a todos los grupos y clases sociales para alentar la modernización del país. Si la gente acuede a votar en favor de su propio interés y se vigilan todas las casillas, se puede ganar.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Tu opinión es bienvenida